ANGELA MORALESLos invito a aprender a cuidar lo que nos rodea y a poner un granito de arena para salvar, si no son estos lugares, al menos una porción de la tierra.

Por: Ángela Morales Chica

Si hay algo en lo que me gustaría gasta dinero cuando tenga de sobra, es viajando. ¿Y a quién no? No hay nada más genial que invertir en recuerdos, en experiencia y en descanso. Lamentablemente, hace unos días varios portales de internet publicaron una lista de lugares para visitar antes de su extinción y, aunque hay muchas cosas más tristes, pensar en que el medio ambiente se destruye cada vez más y en parte por culpa de nosotros, no es fácil.

Da tristeza ver como algunos de los lugares mencionados han sido considerados como unos de los lugares más magníficos del mundo, por su naturaleza o por su arquitectura y, ya sea por la mano del hombre o el cambio climático, se han visto afectados, generando así una gran pérdida para todos.

De diez lugares, en el último puesto se encuentran las Islas Galápagos, con un tiempo aproximado de vida de 150 años pues la amenaza de hombre es su principal problema. De la misma manera, las Islas Maldivas, se encuentran en la lista con un promedio de 100 años, pero no solo por el daño hecho por los humanos, sino también porque el mar se las está tragando y porque la subida general de este afectaría mucho la visita al lugar.

En el octavo y séptimo lugar se encuentran dos lugares que, personalmente, me encantaría conocer. La Gran Barrera de Coral y Venecia. El primero está ubicado en Australia y se puede ver incluso desde el espacio. Su problema es que al ser un ecosistema de seres vivos, su tiempo de vida se determina por el estrés que tienen encima y debido a todos los cambios recientes, los corales han empezado a morir llevando así a estimar que su tiempo de vida es de 100 años. Por otro lado, Venecia tiene estimados 70 años de vida, debido a que se hunde anualmente dos milímetros debido a los problemas climáticos que tanto conocemos.

Luego de estos están el Mar Muerto; los Alpes en Europa Central, los cuales, debido a las altas temperaturas, dejaran de existir en un tiempo aproximado de 40 años; la cuarta isla más grande del mundo, Madagascar; la selva del Congo y el Parque Nacional de los Glaciares en Argentina.

Lo más lamentable es que allí no termina la lista. El primer puesto lo tiene el imponente Taj Mahal, pues debido a la gran cantidad de visitantes, día a día se desgasta su fachada y en un promedio de 5 años podría ser cerrado para que, aun con daños, por lo menos se mantenga en pie.

¿Y esto que nos muestra? Que nosotros tenemos la culpa del daño a muchos de estos lugares y si no nos preocupamos por hacer algo, muy pronto algunos de los lugares más hermosos del planeta no existirán. Por ende, los invito a aprender a cuidar lo que nos rodea y a poner un granito de arena para salvar, si no son estos lugares, al menos una porción de la tierra.