No obstante la “coherencia” de pensamiento del Procurador, vale la pena analizar dos de sus frases publicadas en el periódico El Espectador

 

Por: Carlos Andrés Echeverry 

En reciente nota de prensa publicada en la versión de internet del periódico El Espectador (6 de febrero de 2012)  el Procurador General de la Nación, Alejandro Ordoñez, hace una férrea defensa de las corridas de toros y cuestiona la decisión del alcalde mayor de Bogotá, Gustavo Petro, de no alentar ni apoyar, en forma institucional, la realización de corridas de toros en el Distrito.

La posición del Procurador es conforme con el concepto que, en su momento, remitió a la Corte Constitucional para pronunciarse frente a la constitucionalidad de las excepciones consagradas en el artículo 7 de la Ley 84 de 1989 (Estatuto de Protección Animal) esto es, no sorprende su aval a la ejecución de prácticas que implican maltrato animal como ocurre con las corridas.

No obstante la “coherencia” de pensamiento del Procurador, vale la pena analizar dos de sus frases publicadas en el periódico El Espectador, una relacionada con su preferencia personal por las corridas de toros y, la otra, concerniente al reciente pronunciamiento de Petro sobre dichas prácticas.

Por un lado, el Procurador señaló que “me gusta asistir a las corridas de toros desde mi infancia pero no lo hago con asiduidad por falta de tiempo”, de la expresión citada se desprende una preferencia personal que no fue avisada en el proceso de redacción del concepto que el  funcionario entregó, de su puño y letra, a la Corte Constitucional en el estudio que ésta hacía de la constitucionalidad del artículo 7 de la Ley 84 de 1989 (artículo que contiene un listado de actividades que implican maltrato animal que se encuentran exceptuadas de sanciones administrativas). De lo comentado se desprende una evidente parcialidad en el concepto del Procurador, esto es, su manifestación da cuenta de un análisis de constitucionalidad dirigido por su preferencia por esos actos, anulando así el deber de efectuar el examen jurídico en forma objetiva, sin incorporar posiciones que ilustraran su favoritismo por prácticas inhumanas. El concepto lo terminó redactando un hombre que tenía una marcada posición taurina, en detrimento de la imparcialidad en el análisis de la acción pública de inconstitucionalidad que demandaban los antitaurinos. A todo esto surge una pregunta ¿Por qué no se declaró impedido el Procurador a la hora de emitir su concepto? ¿Una persona que gusta de estas actividades hubiese redactado un concepto contrario a sus preferencias?

Así el concepto del Procurador no sea vinculante para la Corte Constitucional, sí se cuestiona el hecho de que la cabeza del Ministerio Público en Colombia no avisara de sus preferencias personales por las corridas de toros antes de pronunciarse de fondo sobre la constitucionalidad del artículo 7 de la Ley 84 de 1989.

Por otro lado, ante la reacción del Alcalde Mayor de Bogotá de no apoyar corridas en la Capital, el señor Ordoñez señaló que fue exagerada y, a renglón seguido, le manifestó públicamente a Petro que “Ojalá su defensa de la vida le permita ser coherente y defender la vida humana en el seno de la madre”. En este punto encontramos la contradicción ética del Procurador Ordoñez, es decir, exhorta a Petro a “defender la vida humana en el seno de la madre” por cuánto éste prometió no apoyar “espectáculos alrededor de la muerte” como los presentados en torno a las corridas de toros, en clara alusión al rechazo que debería exhibir el Alcalde frente al aborto en cualquiera de los eventos en que fue despenalizado por la Corte Constitucional en Sentencia C-355 de 2006, no obstante, el señor Ordoñez defiende la vida en “el seno de la madre” pero avala otros “espectáculos alrededor de la muerte”. Le exige a Petro algo que ni él mismo cumple.

Si  para el señor Procurador la vida es sagrada y es un bien indisponible, y si tanto la vida de un animal como la de un ser humano son gracias que ofrece el Dios en quien deposita sus creencias, entonces ¿Por qué Ordoñez sigue apoyando espectáculos alrededor de la muerte?

Nota:

El siguiente es el enlace de la entrevista dada por el Procurador al periódico el Espectador:

http://www.elespectador.com/noticias/politica/articulo-325001-procurador-admite-fiesta-taurina-acto-civilizador

 

Carlos Andrés Echeverry

(http://www.carlosecheverry.com/)