La obra de Javier García se ocupa de visibilizar la dimensión creativa que le subyace a todo ejercicio curatorial

MARGARITA-CALLE-1Por: Margarita Calle*

El uso de la noción de cultura se ha extendido a campos, disciplinas y prácticas tan amplias como disímiles. Lo mismo ha sucedido con la noción de estética cuya expansión le ha conferido matices diferenciales a muchas de nuestras acciones y experiencias cotidianas, sobre todo a esas que se sitúan al margen de los paradigmas hegemónicos o los lenguajes dominantes. Consciente de esta condición de época, el artista plástico Javier García García se embarcó en un proyecto de largo aliento: investigar y visibilizar la manera como adquieren sentido para las colectividades situadas en el norte del Cauca, algunas formas de vida, prácticas o experiencias culturales arraigadas en la cotidianidad de su contexto.

Estéticas populares en el Cauca fue el nombre que escogió para articular el conjunto de expresiones que, a lo largo de tres años y bajo la dirección del profesor Felipe Martínez de la Maestría en Estética y Creación de la UTP, se propuso indagar, cartografiar y, luego, presentar públicamente, a partir de un juicioso ejercicio curatorial, en diferentes escenarios del país. Desde el pasado 13 de junio, esta muestra se encuentra exhibida en la Sala Carlos Drews del Instituto Municipal de Cultura, como parte del programa curatorial que desarrolla la Maestría en este escenario cultural.

Prácticas concretas ligadas con el uso del territorio, la apropiación de modas, las sensibilidades colectivas, la hibridación y el sincretismo religioso, son presentadas por este artista investigador a partir de cuatro dispositivos de sentido, bellamente dispuestos y documentados en el escenario expositivo: La ruta del guarapo, monte oscuro, cariño malo y el milagro.

Además de desplegar una ruta metodológica para investigar y cartografiar las expresividades y las relaciones afectivas de nuestros contextos, ampliando su sentido desde lo analítico y lo estético, la obra de Javier García se ocupa de visibilizar la dimensión creativa que le subyace a todo ejercicio curatorial. Una doble condición, procedimental y expresiva, que esta muestra se constituye en un referente académico y plástico, clave abordar procesos similares, sobre todo desde el desafío que representa para la región la declaratoria del Paisaje Cafetero como parte del patrimonio de la humanidad.

El artista Javier García García es profesor de la Universidad del Cauca en Popayán. Su exposición estará abierta al público hasta el 5 de julio de 2014 y hace parte del proyecto de investigación-creación desarrollado en el marco de la Maestría en Estética y Creación de la Universidad Tecnológica de Pereira.

* Directora Maestría en Estética y Creación, UTP.